Luna



Luna,
Quisiera ser  sol para amarte
Y verte  primero     todos los días
y mudo cada noche contemplarte
haciendo magia en tus esquinas.

Y por tocarte con mis rayos toscos
y verte en la penumbra de mis besos
podría dar, sin pena, hasta mis ojos
y el lote entero de mis versos.

Cómo quisiera hacerte feliz, entre las nubes
Y más allá del pálido aletear del viento,
  abrir el mar en mil derrumbes
para robarme tus ojos en silencio.

Para ti tengo mi fuerza,
para ti las golondrinas…
y encarcelarme en tu belleza
es lo que quiero y sin medida.
Sólo sé que he nacido para amarte.